El que ama a Dios ama a su hijo y lo respecta y el que adora a Dios no adora a nadie mas